Tras la frenética jornada de ayer donde los inversores ratificaron el acuerdo de la Unión Europea del día 26. Todos los mercados financieros internacionales. Los norteamericanos subieron una media del 3,0%, mientras que los europeos repuntaron una media del 5%.

Esta alegría compradora se vio reflejada también en el mercado de deuda soberana donde disminuyo la presión sobre los países con riesgo de contagio como España e Italia.

Lo mercados financieros asiáticos
Como  no podía ser menos, esta alegría compradora ha seguido teniendo su reflejo en los mercados financieros asiáticos en los que la subida media ha sido del 1,2%, destacando , el mercado financiero chino con una subida del 1,57% y el Nikkei que alcanzó el 1,4%.

Con el fin de avanzar en la implementación del EFSF, su presidente ha viajado hoy a China para comenzar a tratar la forma más adecuada de participación del Fondo soberano chino en el EFSF.

Sobre este asunto, reseñar que no veamos los resultados de las negociaciones hasta la próxima reunión del G20 a comienzos de noviembre. Dicha reunión puede que nos permita conocer no sólo la forma en que va a participar el Fondo Soberano Chino en el EFSF, sino la de otros países emergentes interesados en que se solucione lo más rápido posible la crisis de la deuda soberana europea y que de este modo se evite un contagio a sus economías.

En el plano macroeconómico, señalar que la producción industrial japonesa cayó en septiembre un 4%, frente al consenso que mantenía una caída del 2,1%. Este descenso es elñ primero en los últimos seis meses.

Continuando en Japón, la tasa desempleo mejoró hasta el 4,1%, frente al consenso del 4,4%. También apuntar que el gasto familiar disminuyó un 4,1%, frente al consenso del 3,3% y el IPC subyacente aumento por segundo mes consecutivo un 0,2%.

Mercado financieros europeos
Tras el rally alcista de ayer la apertura de los mercados financieros europeos ha sido moderada, comenzando con una subida media del 0,5%, aunque a medida que va trascurriendo la jornada los números rojos van apareciendo en los diferentes mercados financieros europeos y la bajada media es de un -0,5%.

Parece claro que la realización de beneficios y los malos datos macroeconómicos de Estados Unidos ha hecho que muchos inversores prefieran reducir su exposición al riesgo y esperar a una nueva semana.

Por lo que respecta al acuerdo del miércoles, al menos en lo que se refiere al EFSF se están dando los primeros pasos y como ya he comentado con anterioridad el presidente del fondo está en China comenzando los contactos para ver cómo es posible implementar la participación del Fondo Soberano Chino en el EFSF.

En lo tocante a la recapitalización de los bancos europeos, parece que la mayoría no va a tener que acudir a las ayudas públicas y que van  a poder generar el capital mediante su negocio orgánico.

Esto es lo que se declara, pero tengo serias dudas de que sea así. En primer lugar porque la cifra que se baraja de lo €106.000M me parece que no se corresponde con la realidad; aunque de momento la daremos por buena pues la banca europea tiene dos subastas extraordinarias y sin límite del BCE que taparán cualquier problema en el corto plazo de liquidez. Otra cosa  muy distinta es que a partir del segundo semestre del 2.012, donde creo que comenzaran a verse problemas de liquidez y se comenzará de nuevo a hablarse de ayudas a la banca.

Además si bien es cierto que de momento se ha solventado el problema de la liquidez de los bancos, también es cierto que está mejor situación no repercutirá ni en el crédito al consumo o a las empresas. La razón es sencilla, los bancos que no se prestan entre ellos no están dispuestos a exponerse los más mínimo, prestando atención únicamente al cumplimiento de sus vencimientos y no al mercado de préstamos.

Este estrangulamiento del crédito necesitara de medidas políticas que obliguen a los bancos a ejercer su labor de prestamistas para intentar incentivar  tanto las inversiones en las empresas como el consumo interno. Ambos factores son fundamentales para el crecimiento económico.

Otra consecuencia beneficios del acuerdo, es la reducción de la presión sobre la deuda soberana europea. Ayer cerró la Italia a 386 pbs y la española 308 pbs y en la jornada de hoy la deuda italiana ha repuntado ligeramente hasta los 390.34 pbs y la española ha descendido a 302.43 pbs.

La semana que viene conoceremos el recorrido real de la subida causada por el acuerdo del miércoles y la lectura más pausada que hagan los mercados.

Mercados financieros norteamericanos
En la jornada de ayer al igual que en el resto de los mercados financieros mundiales, las bolsas estadounidenses subieron de forma firme, cosa que no parece que vaya a suceder en la jornada de hoy.

Los datos macroeconómicos que vuelven a recuperar su importancia no han sido nada buenos. El IPC subyacente de consumo personal MoM que tanto gusta a la FED, fue un 0,0%, mientras que se esperaba un creciente del 0,2% y el YoY 1,6% mientas se esperaba 17%. Los gastos personales crecieron un 0,1% frente al 0,3% previsto y el gasto de consumo personal fue 2,9%, frente al consenso que esperaba 3,0%.

Aún queda por conocer el índice de la Universidad de Michigan. Si este es un mal dato, podemos presuponer que los inversores norteamericanos preferirán recoger beneficios y esperar a la semana que viene para volver a entrar en el mercado.

Por último decir que el VIX descendió de manera notable hasta 25,46%, lo que supone una bajada del 14,74%. Este índice que se mantiene lejos de los niveles de junio que me movía en el rago del 16%/20%.

Como todas las semanas, deseo a todos mis lectores un hermoso y reparador fin de semana. 
 
Top