Mercados financieros asiáticos. El IPC Chino
Tras el cierre de ayer en los mercados financieros norteamericanos mixto, cerrando el Down en negativo y el Nasdaq en positivo. Los mercados financieros asiáticos han decidido seguir el camino de los números rojos, con una bajada media del -0,4%.

China bajo un -1% y el Nikkei japonés un -0,8%. Estas bajadas pueden estar determinadas por el aumento a la aversión al riesgo en Asia, debido al temor de contagio de la crisis de la deuda soberana europea.

Como vimos ayer, las exportaciones de China a los países desarrollados bajaron notablemente. Otro factor a tener en cuenta, es la salida de los mercados emergente de fondos internacionales, $905M, aunque menor que la anterior de $3.3B.

En este panorama incierto, al menos los datos del IPC de China se alejan de los máximos marcados en el 6,5%, siendo el dato actual 6,1%.

El análisis del dato por sectores sigue apuntando a que el talón de Aquiles del IPC de China son los alimentos con incremento anual del 13,4%, frente al resto que crecen un 9%. Será en el sector de la alimentación donde el gobierno Chino deberá aplicar medidas de contención con el fin de conseguir una mejora del IPC.

Mercados Financieros europeos y la espera
Los mercados financieros europeos comenzaron la sesión con suaves bajadas, para luego comenzar a subir con fuerza. Parece que a los mercados financieros europeos no les ha influido el cierre negativo de Asia, ni la rebaja de la deuda soberana española un escalón por parte de S&P. Parece que confían en que la ayuda del FMI permita el apoyo necesario para consolidar una futura salida a la crisis de la deuda soberana europea.

En el párrafo anterior se concentran todos los asuntos importantes del día para Europa y comenzare con la reunión de los ministros de finanzas del G20.

Hoy se reúnen los ministros de finanzas del G20 para negociar un plan viable y sostenible que permita a las economías mundiales y más en concreto a las europeas comenzar a solucionar los problemas creados por la actual crisis.

En la mesa dos posturas, la primera encabezada por Estados Unidos que mantienen que Europa debe resolver sus propios problemas sin necesidad de acudir al FMI y en la posición contraria los países emergentes y Europa, quienes mantienen que el FMI debería aumentar sus préstamos para apoyar la recuperación de Europa.

La unión entre Europa y los países emergentes se produce por razones bien distintas. En el caso de Europa, busca una mayor liquidez para evitar el derrumbe de la Zona Euro y en el caso de los pises emergentes, intentan evitar a toda costa el contagio a sus economía de la crisis de la deuda soberana europea. Como se puede ver, dos compañeros obligados a viajar juntos para evitar un desastre común.

Estos préstamos podrían seguir el mecanismo utilizado para el rescate de Irlanda, Portugal y el primer rescate de Grecia.

Esta inyección de dinero fortalecería la capacidad de acción del EFSF sin necesidad de aumentar más sus fondos.

Continuando con Europa, uno de los posibles países susceptibles al contagio griego, España, ha sufrido una rebaja de su deuda soberana en un escalón por parte de la entidad calificadora S&P, pasando de AA, a AA- con perspectiva negativa.

Esta rebaja está basada en el bajo crecimiento de España, este año un  0,8% y se prevé que en el 2012 pase a un escaso 1%. A su vez, el Estado español no es capaz de alcanzar los objetivos que se ha marcado en el déficit público hasta un 6% este año. Los expertos consideran que el déficit del 2011 superara el 6,5%.

También es cierto que este déficit esta lastrado por el gasto de las administraciones locales que son incapaces de controlarlo, como ejemplo diré que las administraciones locales han llegado en el primer semestre del año al 1,3% de déficit, a tan sólo un 0,1% del objetivo marcado para el año.

A esta precaria situación habría que añadir una cifra de desempleo extraordinariamente alta y un deterior continuado delos balances de las entidades financieras. Recordemos que esta semana se rebajó la calificación a quince entidades financieras por parte de dos agencias de calificación.

En cuanto a los datos macroeconómicos, el IPC de la Unión Europea (MoM), ha estado en la línea de los previsto un 3,0% y el IPC subyacente ha aumentado una décima frente a lo previsto llegando al 1,6%.
Como positivo decir que se sigue manteniendo que la Unión Europea alcanzará un IPC del 2% en el año 2012.

Sobre Eslovaquia nada que decir, que no se haya dicho.

Los mercados financieros norteamericanos
Ayer los mercados financieros norteamericanos como ya hemos dicho al principio de este artículo tuvieron un cierre mixto.

Parece claro que al cierre en positivo del Nasdaq, ayudaron los datos del gigante de Internet Google, que fueron mejor de lo esperado.

Parece que estos datos han mejorado el clima de los inversores y en estos momentos se espera una apertura en positivo. Los futuros de Chicago marcan para el Down +94, para el Nasdaq +17 y para el S&P +10.75.
A nivel macroeconómico, los dos más relevantes son el índice de confianza del consumidor de la Universidad de Michigan y las ventas minoristas del mes de septiembre. Ambos datos nos permitirán ver si la economía norteamericana está recuperando la senda del crecimiento, o sigue en una situación de enfriamiento económico.

Como todos los viernes, deseo un feliz y relajado fin de semana a todos los que me leen y darles las gracias por hacerlo. Un saludo.
 
Top