En el día de hoy la apertura de las bolsas europeas mantiene las subidas comenzadas en el día de ayer y apoyadas por los números ver des de las bolsas asiáticas.

Este rebote de los índices está basado, primero,  en la perspectiva del fin de la guerra en Libia, con la consiguiente normalización del mercado del crudo.

Segundo, los fuertes descuentos de numerosos valores del mercado de renta variable que los hacen muy atractivos.

Tercero, la posibilidad de un QE3 basado en la reducción de las tensiones inflacionistas (normalización de la producción de crudo en Libia) y la necesidad de estimular la economía norteamericana antes que se de una nueva contracción económica.


Cuarto, la recompra de deuda por parte del BCE, esta semana pasada el montante total ha sido de €14.000M, frente a la semana anterior que fue de €22.000M. Esta recompra está permitiendo la estabilidad del mercado de deuda y con ello la disminución de los TIRes.

Quinto, la mejora del PMI preliminar de HSBC, aunque aún se mantenga por debajo de 50, 49.8 pero notablemente mejor del dato anterior de 49.3.

El aspecto negativo y que ha frenado las subidas son los malos datos macroeconómicos de Europa. El PMI alemán de servicios ha estado por debajo del consenso colocándose en 50.4, mientras que el consenso de los analistas preveía 52.0. Lo mismo ha ocurrido con el índice ZEW, donde el sentimiento económico ha sido de -37.6 y el consenso mantenía   25.0 y en el ZWE de la situación actual 53.5 con un fuerte descenso frente al consenso que mantenía 87.0.

Estos datos no son más que el reflejo del estado de la economía alemana actual,  que basa su crecimiento en la exportación y no en el estímulo del consumo interno. Si esta política no cambia, el motor de Europa arrastrara a países con economías más débiles hacia una nueva recesión.

En Estados Unidos, la jornada de ayer fue dominada por la volatilidad. Hoy habrá que vigilar los datos sobre la venta de viviendas nuevas; se espera un ligero repunte y al índice de la FED de Richmond que serviría para refrendar el enfriamiento de la economía norteamericana.

En mercado de valores, habrá que estar vigilantes a los movimientos del sector financiero, que en el día de ayer se vio afectado por la situación del director general de Golmand Sachs, quién ha contratado un abogado para su defensa por un informe del Departamento de Justicia a propósito de la actividades de la empresa. 

Habrá que conocer mayores detalles y esperar que vuelva a surgir una situación de peligro para el sistema financiero norteamericano.

La jornada de hoy, determinara si el rebote se mantiene o se vuelve a nuevas jornadas de pérdidas en los mercados. 
 
Top