En el día de hoy aparece un nuevo fantasma sobre la zona euro. Portugal ha sufrido lo que ya ayer comentamos sobre el sobre los estrictos criterios utilizados por las agencias de calificación respecto a los de la Unión Europea. En este caso, la víctima ha sido Portugal con la bajada de calificación de su deuda de –Baa1- a -Ba2-, esto convierte su deuda en “bonos basura”.

La reacción de las autoridades monetarias portuguesas ha sido inmediata y siguiendo los criterios que dio ayer la UE, aduce, que la agencia de calificación Moodys, no ha tenido el pan de juste aprobado la semana pasada, ni la cohesión política frente a la crisis de las diferentes formaciones políticas de Portugal.

Esta calificación de Moodys, va acompañada por declaraciones que argumentan a propósito posible segundo rescate  de Portugal al estilo griego, que como ya pudimos ver para S&P supone un posible default selectivo. Default que prevén que también puede darse en el caso de Portugal.

Esta calificación como “bono basura” ha afectado a la subasta de letras del día de hoy. El resultado de la subasta ha cubierto de €848M, con una demanda dos veces superior. La previsión era €750M-€1.000M, y la rentabilidad meda subió al 4,926% frent6e al 4,863% de la subasta del 15 de Junio.


Pero quizás la consecuencia más significativa se ha dado en la subida espectacular de la deuda a 10 años, colocándose en 1.046pb, 131pb de diferencia. Esta subida es la más alta desde la entrada en funcionamiento de euro.

El efecto griego-portugués también ha afectado a España. En el día de ayer el FROB colocó solamente €1750M en bonos a 5 años, frente a los €2.000M-3.000€ que tenía previsto y con una prima de riesgo de 270pb. Pensemos que en enero del 2011, la prima fue de 220pb.

A todo esto hay que sumar la desaceleración de parte de las economías de la eurozona, salvando Alemania y quizás Francia.

Cambiando de escenario, también preocupa la situación de los créditos e China. Como ya adelantábamos ayer, el Gobierno Chino puede tomar la decisión de subir los tipos de interés con el fin de parar los posibles riesgos de inflación en este país, demás sobrevuela el posible recate de bancos chinos por exceso de crédito y falta de liquidez. En cualquier caso las agencias no parecen excesivamente preocupadas, ya que consideran que el gobierno central tiene liquidez suficiente para hacer frente a cualquier posible rescate. Como vemos, la vara de medir de las agencias, parece diferente en Asia, que en Europa.

Respecto a Estados Unidos, en el día de ayer, tas la jornada festiva,  se animó por el buen dato de los pedidos a fábrica, aunque el cierre resulto mixto. En el día de hoy, tendremos que esperar al Índice de Gestores de Compra, para conocer la tendencia final del mercado.

La sesión de hoy será un poco de espera a los datos importantes del jueves y  viernes. Y como anotación, estar atentos al movimiento del petróleo, que está en un canal alcista y puede influir decisivamente en los movimientos próximos del mercado.

 
Top