Tras una semana llena de sobresaltos políticos y algún buen dato económico, es bueno mirar lo que ha ocurrido para poder ver la semana que comienza con las referencias que han influido a los mercados.

Como es lógico, lo primero que influyó en los mercados fue la las dos votaciones del parlamento griego para la aprobación del plan de rescate. Mi opinión personal es que al final no han sido más que fuegos artificiales. Aún así, saco una conclusión que puede influir en el futuro y es que puede que algún país que se encuentre en la misma situación que Grecia pueda optar por una  insumisión financiera y prefiera quedarse fuera del sistema ante de aceptar las exigencias de los Mercados, por ello sería necesario que la Unión Europea cree una plan de contingencia que permita afrontar una situación extrema, preservando la solidez del sistema.

Creo que Europa además de medidas de ahorro y ajuste, necesita habilitar mecanismos reales, donde sus ciudadanos se sientan verdaderamente representados por sus políticos. Actualmente la política funciona igual que el “despotismo ilustrado”, “todo para el pueblo, pero sin el pueblo”. Un excesivo ajuste financiero y la eliminación de las políticas sociales puede llevar en un futuro no muy lejano a poner al borde del abismo al sistema financiero tal y como lo concebimos hoy en día.


Cambiando de tema me parece interesante destacar los dato del Índice de Chicago y el ISM de los Estados Unidos con valores bastante superiores al consenso de los expertos. Esta mejora es debida tanto a los precios pagados, como a los nuevos pedidos.

Como dato negativo a destacar en los Estados Unidos, el desempleo. Aun estando en un buen momento para la creación de empleo, este no termina de mejorar.

En Europa destacó la tasa de desempleo de Alemania, que se mantiene en los mismos niveles que después de la II Guerra Mundial. Este buen dato para el motor de la economía europea es realmente alentador.

Respecto a la semana que entra, destacar en los Estados Unidos el ISM de servicios de junio, la encuesta de creación de empleo ADP y el dato que más puede mover los mercados lo tendremos el viernes con los datos de nóminas no agrícolas, que se espera un dato de 83.000 empleos, este número nos haría pensar en el enfriamiento de la economía norteamericana.

En la Eurozona, lo más significativo serían las ventas al por menor y el dato del paro, que se espera que muestre síntomas de estabilización del empleo, con una cifra del 9%, frente al dato anterior que fue del 9,1%.

 
Top