EL BEATO DE LIÉBANA

San Beato es un humilde monje del que tenemos referencia por dos hechos, uno por sus comentarios al Apocalipsis y el otro que es el que nos atañe a nosotros  pos la controversia adopcionista.

Sobre su vida tenemos varios escritos que no merecen crédito de autenticidad, como es "Vita. S. Beati" que publico por primera vez Tamayo Salazar en su "Martirologium Hispauicum" y que muy probablemente  fue inventada por él, por más que diga que lo tomó de  “ex legendaria Asturicense “(1). Lo extraño es que haya sido seguido en Migne, "Acta Sanctorum", en el "Acta SS Benedictinal “y en la "Biblioteca historiográfica Latina" (2).


Lo innegable es que vivió en la segunda mitad del siglo VIII en la región de Liébana; así  lo testimonia referencias como:” a nosotros Eterio y Beato, lebaniegos, nos tendrán por ignorantes, por herejes y discípulos del anticristo” (3); lo mismo nos confirman Elipando y Álvaro Cordobés. El primero en su epístola al abad Fidel dice hablando de Beato y Eterio: “cuando se ha  oído decir  que los de Liébana vengan a enseñar a los de Toledo”(4) y Álvaro cordobés en su epístola IV a Juan Hispalense dice : “como dijo Beato presbítero lebaniego” (5).



Alcuino, maestro de Carlomagno, llama a Beato abad hacia los año a 798 a 800 en que escriban los siete libros contra Félix. He aquí sus palabras: Respecto a lo que me dices que el abad Beato y su discípulo el Obispo Heterio se opusieron los primeros a vuestra secta, la alabamos por sus conatos en defender la verdadera doctrina (6). Esto mismo viene a decir Elipando a en su Epístola a los obispos de Francia (7). Parece ser que al abad Beato le sucedió en el cargo Vicente a quien sucedió Heterio pues así lo acredita el cartulario publicado por el "Boletín de la Real Academia de la Historia (8). Por todo lo dicho queda claro que Beato es de Liébana y que fue abad.

Sobre su muerte se suele asignar hacia el año 798, pero por la carta de Alcuino a Beato sabemos que vivía aún a principios del año 800, aunque la fecha exacta de su muerte es difícil de determinar
Sobre su personalidad su rasgo más sobresaliente  es el de recia personalidad por decirlo de una manera poco desagradable. También  era elocuente, aunque Ambrosio de Morales dijera que era tartamudo, rasgo sacado de las cartas de Álvaro  Cordobés, aunque Menéndez  Pelayo no lo pudo encontrar. Aunque si se puede decir de él que era un buen apologeta y que se enfrentó con argumentos bíblicos y de algún  tipo más a Elipando.

Poco más sabemos de él.

HETERIO


Sobre la vida de Heterio diremos que fue compañero de Beato en la réplica a Elipando sobre el Adopcionismo. En el “Apologeticum adversus Elipandus" se declara obispo titulas de Osma: Primus ego Hetherius Oxomae sdis indignus nominatus episcopus, qui ab archiepis copo Toletsno nuncupor esse hereticus, profero fidem mean cunctis  audientibus(Apología Elipando contra sí mismo "a la declaración del título de Osma Obispo: voy a ser el primero, aunque indigno, Hetherius Oxomae nombrado el obispo, que desde el arzobispo de tabernero Toletsno, el título de ser un hereje, que presentará la vista de todos la fe de mis faltas) (9), eso dicho como es 1ógico por Elipando. El 26 de Noviembre de 785 participo en la profesión de la reina viuda Adosinda en el monasterio de San Juan de Pravia. Sucedió  en el cargo de abad a Vicente en el monasterio de San Martin Dumiense (10) según el cartulario con fecha de 828.


Poco más sabemos de él.


_____________________________________________________________________________
  1.         J. F. Rivera a propósito de una carta de Alcuino encontrada en 1939 y que aparece en la  Revista española de Teología I (1940), páginas 418¬433.Lo mismo asegura Menéndez Pelayo en la "Historia de los Heterodoxos”. Contiene en ella hechos evidentemente falsos, como el de afirmar que Félix; fue francés (Menéndez  Pelayo le llama falsario a Tamayo) y discípulo de Elipando, la asistencia de Beato y Heterio al concilio de Fráncfort y un supuesto concilio de Toledo (por confusión con la Junta de Aquisgrán) en que Elipando abjuro con lágrimas en los ojos. Ed. Porras. p.178ss.   
  2. Migne, Patrologia Cursus completus vol 96 cols 889-894 Act sactorum, 31 ed. Febrero, III, 150-151. Mabillón: Acta SS Benedictina. IV, I,733; Bolland la cita en la Biblioteca Historiográfica Latina I, 159.
  3.   Máxima Biblioteca XIII, 38S.Lugduni 1617.
  4.   Al principio de la carta.
  5.   P. Flores, La España Sagrada XI, 120-127, número 34.
  6.  P.L. 101, 1350.
  7. Monumenta Germanica, Concilia,II,118-119.
  8.  Boletín de la Real Academia de la Historia,XLVI,73-74.Es la carta de 31 de Octubre a 11 de Noviembre del año 828. Son del cartulario de Santo Toribio de Liébana folio I.
  9. P. L. 96, 915.
  10.  En aquella época aún no se llamaba Santo Toribio. La primera denominación la comienza a perder a partir de mediados del siglo IX y se empieza a llamar de las dos maneras. A sus comienzos observo la regla de S. Fructuoso, aunque en el siglo XIII adopto la regla benedictina.

 
Top